Demonios Americanos

Demonios Americanos

Print Friendly, PDF & Email

¿Alguna vez te has preguntado qué le pasa a un niño sin cuidados en una cultura secular impulsada por el materialismo y vacía de integridad? David tiene ahora 22 años, nació y creció como cristiano nominal en la parte sur de los Estados Unidos.

Cuando era adolescente, entró en el sombrío mundo de lo oculto, a través de un portal en su computadora. Lo que ahí vio David eventualmente lo regresó a los brazos de la Iglesia, a través de un buen sacerdote y una asombrosa parroquia, cuyos nombres no podemos decir para proteger la identidad real de David.

¿Qué puede hacer un sacerdote fiel y el apoyo de una parroquia contra una subcultura juvenile viciosa? Lee la historia.

REGINA: ¿Cómo describirías el hogar en que creciste?

Lo último que supe de mi padre es que aun trabajaba en la construcción. Mi madre trabaja en una fábrica. Se divorciaron cuando yo tenía 15 años. Mi padre era un tirano. Yo vivía constantemente con miedo de él y había peleas constantes entre mis padres. Fue horrible. Tuve muy poca enseñanza religiosa en mi vida. Mis padres no sentían el compromise de ir a la Iglesia. Hice la escuela de Biblia tal vez un verano, pero eso fue todo.

 

 

REGINA: ¿Y la escuela?

Todos los días abusaban de mí. Intenté todo para gustarle a la gente, pero luego de un tiempo me di por vencido. Era pobre y no tenía la mejor higiene. Vestía ropas baratas y era socialmente extraño.

 

REGINA: ¿Qué hacías para divertirte?

Los videojuegos no eran muy atractivos para mí, no podía pagarlos. Otros chicos hablaban de eso siempre. Mi adicción era el internet. En ocasione iba a la escuela habiendo dormido solamente media hora.

REGINA: ¿Tus padres tenían una idea de en qué te estabas metiendo?

No.

REGINA: ¿Crees que se hubieran preocupado si lo hubieran sabido?

Tal vez, pero siempre estaban ocupados en sus cosas. Mi papá estaba viviendo con su novia. Mi mamá estaba tratando de rehacer su vida, viviendo con mi abuela.

REGINA: ¿Cuál fue tu primer contacto con el satanismo? ¿sabías lo que era?

El satanismo es una gran parte de la subcultura Wicca. No sabía realmente que era. Básicamente lo hacíamos porque el Dios cristiano era malo y no se preocupaba por nosotros, eso creíamos.

REGINA: Cuando conociste a las otras personas ¿supiste que habían sido abusados?

Oh sí, todos éramos marginados. Abusados por los compañeros, maestros, padres, etc. Nos sentíamos no queridos, así que estábamos unidos. El acoso era algo frecuente para muchos de nosotros, no para mí, pero era común escuchar sobre él.

REGINA:  ¿Cuánto pasó antes de que conocieras a esa gente en la vida real?

En la escuela nunca fui bueno para hacer amigos.

 

REGINA: ¿Las drogas eran parte de este estilo de vida?

Sí, la gente hablaba sobre fumar marihuana, tomar pastillas, beber. Yo nunca lo hice, pero escuché mucho de eso.

REGINA:  Mencionaste que “estaban expuestos al cybersexo, pornografía, derechos de los homosexuales y luego les decían a todos que los querían” – eso suena a que el sexo es un motivador poderoso para que los adolescentes se involucraran en todo esto.

Sí, ellos son por lo general tímidos o sienten que nadie los quiere en la escuela o la universidad, así que se refugian en salas de chat.

REGINA:  ¿Alguna vez viste evidencia de coerción para tener sexo?

Sí, los chantajes eran comunes. Los chicos trataban a las chicas como si realmente las quisieran, luego guardaban las pantallas con actividad sexual.

REGINA:  ¿Fuiste testigo de que alguno de ellos se involucrara en sexo por dinero? ¿Con adultos?

A veces las chicas se involucraban en eso por tarjetas telefónicas o tarjetas de regalo o en sitios web de sexo. Era común entre chicas de 18 años. A veces las chicas más jóvenes se involucraban románticamente con hombres mayores.

REGINA:  ¿Crees que la prostitución organizada obtiene trabajadoras en estos sitios web?

No me sorprendería.

REGINA:  Mencionaste que hay gente en estos sitios web que convence a las chicas de que “las quieren, que las protegen del cristianismo porque Cristo es el enemigo”. ¿Quiénes son esas personas? ¿Gente mayor?

Sí, el cristianismo es odiado porque se destaca su visión sobre el sexo, la moral y la vida. El cristianismo dice “no, tu no haces las reglas, tienes un Rey celestial que está a cargo”. Todo lo tradicional es visto como basura y de alguna forma malo y que arruinará sus vidas. Muchas veces dicen “Oh no, evita esas cosas de Jesús. Él quiere tenerte controlado y evitar que seas tu mismo”.

 

REGINA:  Pareciera que este estilo de vida de alguna forma hace que la gente se sienta mejor con ellos mismos, y que su forma de vestir y su comportamiento es algún tipo de desafío. ¿Qué rol juega el coraje en todo esto?

Sí, ellos sienten que es su cultura y su hogar. Quieren rebelarse contra sus abusadores. Quieren decir “no nos detendremos por ti, somos mejor que tú”.

REGINA:  Los cultos son típicamente señuelos para que la gente entre y entonces hagan cosas repugnantes para probar su lealtad. ¿Viste algo así?

Sí, la gente joven sacrificaría gustosamente su moral para ser parte del club.

REGINA:  ¿Por qué la cristiandad es el enemigo? ¿Por qué no otras religiones como el Judaísmo, el Islam, etc?

Bueno, para ponerlo tan francamente como pueda, porque el cristianismo -mejor aún, el catolicismo- tiene una postura por la tradición, el honor y la verdad. Estos cultos online tienen una postura hacia la perversión, el egoísmo y las mentiras.

REGINA:  ¿Viste alguna evidencia de organización política, por ejemplo el movimiento LGTB, cuando estuviste involucrado en esta vida?

Sí, matrimonios gay, legalización de las drogas y el aborto. Todo eso era super apoyado.

REGINA: Mencionaste que “hay sitios web llenos de gente de veintitantos años que empezaron a los 13 y tuvieron una educación moderadamente cristiana”. Suena a que estos jóvenes se iniciaron en esto cuando sus padres pagaban por sus computadoras y acceso a internet. ¿Cómo pueden los padres saber si está sucediendo esto?

En la mayoría de los casos es posible verlo. Si sus hijos están vistiendo más oscuro o usando ropa extraña casi toda negra, o hacen cosas sombrías, malvadas que rayan en cosas que dan miedo. Eso es una señal. Su actitud cambia también. Si se vuelvan apáticos a cosas que antes les gustaban, hacia su familia, se vuelven menos sociales, empiezan a perder el interés en la escuela y en el futuro… todo eso son señales de alerta.

REGINA: ¿Cómo deberían reaccionar los padres?

Deber ser amables, amorosos. Hablar con sus hijos, porque si los regañan se van a rebelar.

REGINA: ¿Y qué deben hacer los padres?

Convertir la casa en una especie de monasterio. Quitarles los electrónicos si es necesario, pero no abandonar a sus hijos. Quererlos hasta el cielo.

REGINA:  ¿Qué te hizo dejar esa vida?

La Eucaristía. Por el amor a mi Madre Santísima en mi corazón y el amor a mi Padre en el cielo.

REGINA:  ¿Cómo encontraste a la Iglesia Católica? ¿Qué te llevó a la Fé?

Mi abuelo fue un católico distanciado y yo nunca creí lo que los evangélicos decían, cosas como “sólo di una oración y serás salvo” o “sólo cree”. Eso no era bíblico. Mi Señor dijo “coman mi cuerpo y beban mi sangre” – no coman críticas y chismes. Vi mucho a la Madre Angélica cuando empecé a volverme adolescente, así como “La vida en la roca” (programa de EWTN), así que estaba un poco demasiado mimado para ser evangélico.

REGINA:  ¿Cuál fue la reacción de tus amigos satánicos y de tus padres?

En el punto en que yo regresé a la fe, ya los había perdido a todos. Me volví un poco loco por Cristo y queriendo saber la verdad, así que me dejaron. A mi mamá le pareció bien. Mi papá… ni siquiera sé cómo se siente respecto a esto, ya no hablamos más. Lo amo, pero no puedo forzarlo a que regrese a mi vida. Todo lo que puedo hacer es amarlo.

REGINA:  ¿Cuándo te convertiste? ¿Qué educación religiosa has tenido?

Mentalmente tomé una decisión sobre el asunto medio mes antes de que Benedicto renunciara, pero oficialmente en la Pascua de 2014. Conocía el material del rito de iniciación cristiana para adultos lo suficientemente bien. He estudiado el catecismo, leído buenos libros católicos y visto videos católicos en Youtube. Mi bautizo fue un exorcismo suficiente para mí. Quiero decir, no soy un santo aun, pero estoy en el camino. Espero y rezo.

REGINA: Estás pensando en una vocación religiosa. ¿Qué órdenes has visto?

Me gustan los Jesuitas pero algo me ha preocupado de cómo se dirige la orden. Realmente quisiera ser un simple sacerdote diocesano y propagar la restauración de la fe tradicional y la moral. Pero estoy abierto a cualquier cosa que el Señor quiera que haga, aun si no me gusta, aún si es incómoda. No se puede ir al cielo en cama de plumas.

Comments

comments

No Comments

Post A Comment